Austro-Fiat

Austro-Fiat (Osterreichische Fiat Werke AG), fue fundada en Viena, Austria, en 1907 con la intención de comercializar en ese país los coches italianos de Fiat. A pesar de ello, la producción real de los coches Fiat para el mercado austriaco no empezó hasta 1912, y no salieron al mercado hasta 1921 con el nombre A.F.
El modelo estándar de coche privado se denominó C1, que incorporaba un motor de 2,5 litros y 4 cilindros con caja de cambios de 4 marchas y frenos en las ruedas delanteras. Este modelo derivó en 1928 en un coche ligero de 1,3 litros con suspensión posterior independiente tipo Steyr.

En 1925, finalizó la autorización de Fiat para comercializar sus coches bajo licencia, y el control de las ventas de los coches italianos Fiat fue asumido por una compañía independiente, lo que obligó a Austro-Fiat a cambiar su denominación por la de Automobilfabrik AG de Osterreichische, y se asoció con Austro-Daimler y Puch.
Los coches privados pasaron del modelo 1001 al Tipo 1001A, que se diferenciaban del modelo anterior porque incorporaban un motor de 34 hp, y ejes traseros convencionales.

A partir de 1936, Austro-Fiat se concentró en los vehículos comerciales con la denominación A.F.N., y a partir de 1947 se comercializaron con el nombre de O.A.F (Osterreichische Austro-Fiat).